LO ÚLTIMO

Papa Francisco condena el racismo y la violencia desatada en EE.UU.

Este miércoles el papa Francisco hizo un llamado, durante su acostumbrado oficio religioso, a la reconciliación nacional en los Estados Unidos y aseguró que, pese a que el racismo es intolerable, la violencia callejera desatada es “autodestructiva y contraproducente”.

El sumo pontífice calificó de trágica la muerte de George Floyd, al tiempo que señaló que rezaba por él y por todos los que han muerto como resultado del “pecado del racismo”. Dijo sentirse muy afectado por el malestar social que se ha producido.

“Amigos míos, no podemos tolerar ni hacer la vista gorda al racismo y a la exclusión en ninguna de sus formas y, sin embargo, afirmar que defendemos el carácter sagrado de toda vida humana”, expresó.