Chile se convierte en el país que más rápido vacuna contra la COVID-19 en el mundo

Con un promedio de 1,08 dosis diarias de vacuna contra la COVID-19 aplicada por cada 100 habitantes en las últimos 7 jornadas, Chile se convirtió este martes en el país que más rápido está administrando la vacuna en todo el mundo.

Así lo evidencia el último cómputo de datos que lleva adelante el programa Our World in Data de la Universidad de Oxford. «En el ránking mundial, hoy día Chile está en el primer lugar entre los países que vacuna más rápidamente, considerando el promedio de la última semana», dijo este martes a la prensa el ministro de Salud, Enrique Paris, tras conocer los datos.

Hasta ahora, Israel era el país que venía liderando la inoculación de dosis con base en el promedio de los últimos siete días, quedando esta jornada con 1,03 según los últimos datos.

Asimismo, tomando únicamente los datos de este lunes, Chile también se situó como líder mundial en la administración de la vacuna por cada 100 habitantes, con un promedio de 1,67 dosis frente a las 1,20 que inoculó Israel esa jornada.

En concreto, un total de 4 millones 176 094 personas ya han sido vacunadas contra la COVID-19 en Chile, lo que representa a más del 21 % de la población total del país. De todas ellas, 772 389 corresponden a personas que completaron su esquema de vacunación y ya recibieron ambas dosis

Respecto a los mayores de 60 años, se administraron ya 2 millones 653 488 dosis a las personas de este rango etario. La campaña de vacunación desplegada por las instituciones de salud de Chile es líder en Latinoamérica y una de las mejores del mundo y basa su éxito en la amplia red de atención primaria distribuida a lo largo de un territorio de más de 4.200 kilómetros.

MÁS VACUNAS

El otro factor clave es la habilidad en la negociación de las vacunas, que ha servido para garantizar 35 millones de dosis, de las que caso 10 millones ya han llegado a Chile sumando cargamentos de diferentes laboratorios, siendo mayoritaria la aportación china de Sinovac.

«Esto ha sido posible, por un parte, gracias a que el Gobierno de Chile realizó una gestión muy temprana para conseguir las dosis que necesitábamos; y por otra parte, a nuestro Programa Nacional de Inmunizaciones ha realizado una importante labor durante este tiempo», dijo el ministro.

La autoridad destacó también el trabajo de los municipios y del personal de salud de la atención primaria, «que son los que ejecutan la vacunación», y el compromiso de la ciudadanía y su «adherencia» al proceso (Cortesía EFE).