UE teme cuarta Ola de Coronavirus de los «no vacunados»

La presidenta de la Comisión Europea, Ursula Von der Leyen dio este miércoles sus discurso del Estado de la Unión para hacer un balance de su gestión y trazar una hoja de ruta para el próximo año.

En el Hemiciclo del Parlamento Europeo de Estrasburgo, la presidenta de la Comisión ha recordado, todos los logros de la campaña de la vacunación europea, donde la ratificó que en la UE, el 72% de la población adulta está ya vacunada.

“Hemos entregado más de 700 millones de dosis para los ciudadanos europeos, y hemos entregado otras 700 millones de vacunas al resto del mundo, a más de 130 países…Somos la única región del mundo que lo ha logrado”. Expresó.

Von der Leyen fue enfática en señalar que a pesar de los logros que ha alcanzado Europa,  la pandemia no ha terminado aún. “Tenemos todos los motivos para estar confidentes, pero no tenemos ninguna razón para ser complacientes”.

Von der Leyen indicó precisamente que el año que viene supondrá “una prueba” para la UE, ya que se seguirá enfrentando a la pandemia del coronavirus.

La jefa del Ejecutivo comunitario indicó que la pandemia “es un maratón, no un sprint”. Von der Leyen es consciente de que las cifras de vacunación varían de un Estado de la UE a otro. Países como Croacia, sólo tiene un 40% de la población vacunada. “Las divergencias son preocupantes”, señaló.

Por lo que llamo a la población  a acunarse para evitar una cuarta ola de “los no vacunados”.

Otro de los temas en los que hizo enfatcis la presidente de la Comisión Europea fue la migración, instó a adoptar inmediatamente el nuevo Pacto Europeo de Migración y Asilo para evitar incidentes en las fronteras entre Lituania y Bielorrusia.

Destacó que “mientras la UE no tenga una base común para gestionar la inmigración», otros países seguirán aprovechándose de la situación y los traficantes de vidas humanas continuarán explotando a personas a través de las rutas del Mediterráneo.

«El Nuevo Pacto sobre Migración y Asilo nos brinda todo lo que necesitamos para gestionar los diferentes tipos de situaciones a las que nos enfrentamos», al contener «todos los elementos» que hacen falta, consideró.

Para Von der Leyen «se trata de un sistema equilibrado y humano que funciona para todos los Estados miembros, en todas las circunstancias. Sabemos que podemos encontrar puntos en común…también hay que devolver a los que no puedan quedarse”.