La Reserva Federal prepara un nuevo alza de las tasas de interés. Así puede afectarle

Esta medida encarecerá los préstamos para comprar un coche o una casa, y los pagos de la tarjeta de crédito. Podría enfriar la inflación, pero con el riesgo de provocar una recesión

La Reserva Federal prepara una nueva subida de tasas de interés que podría llegar este miércoles a un aumento de medio punto porcentual, el mayor alza en 22 años, para combatir la inflación. 

Este incremento tendría consecuencias sobre los consumidores: encarecería los préstamos para comprar un coche o una casa, y los pagos de las tarjetas de crédito. Eso agravaría las dificultades financieras de los ciudadanos, aunque podría poner freno a la subida descontrolada de los precios que ahora dañan a los hogares.

La Reserva Federal (conocida como Fed) aumentó en marzo un cuarto de punto porcentual las tasas , el primero incremento en tres años, por el impacto de la inflación, que se agravó con la invasión rusa de Ucrania y el aumento de contagios de COVID-19 en China.

La inflación ha seguido aumentando desde entonces: en marzo alcanzó de nuevo una cifra récord en 40 años, con un alza del 8.5% respecto al mismo mes del año anterior. Eso parece haber convencido a la Reserva Federal para actuar de forma más agresiva, con una subida de medio punto que frene el gasto de familias y empresas y enfríe la inflación, aunque los expertos y los mercados financieros destacan que eso conlleva un riesgo de caer en recesión.

Se espera que la Reserva Federal anuncie también este miércoles que comenzará a reducir rápidamente sus vastas reservas de bonos del Tesoro e hipotecarios a partir de junio, una medida que tendrá el efecto de endurecer aún más el crédito. Podría así empezar a reducir su balance de cerca nueve billones de dólares a un ritmo de 95,000 millones al mes, según reportó CNBC.

El presidente de la Fed, Jerome Powell, se enfrenta sin embargo a una situación muy compleja por la inestabilidad internacional y los efectos de la pandemia en China: pese a la aparente fortaleza de la economía estadounidense, el producto interno bruto registró una caída en el primer trimestre del año.

“No saben con qué obstáculos van a chocar”, dijo Diane Swonk, economista de la consultora Grant Thornton, a la agencia de noticias The Associated Press. “Lo comparo con conducir en reversa mientras se usa el espejo retrovisor”, agregó.

Expertos pronostican que la Fed aprobará otra subida de tipos de medio punto en junio, y más alzas en julio y los meses siguientes.

Muchos economistas opinan sin embargo que está actuando demasiado tarde. Incluso cuando la inflación se ha disparado, el tipo de interés de referencia se encuentra en un rango del 0.25% al 0.5%, lo suficientemente bajo como para estimular el crecimiento y en territorio negativo tomando en cuenta la inflación

Con Información de telemundo.com