La ciudad de Nueva York abrirá su quinto centro de ayuda a inmigrantes en medio de la afluencia de solicitantes de asilo

La ciudad de Nueva York abrirá un quinto centro de respuesta a emergencias humanitarias y socorro (HERRC por sus siglas en inglés) en medio de la afluencia de solicitantes de asilo en la ciudad, anunció este domingo el alcalde Eric Adams.

El nuevo centro estará situado en la Terminal de Cruceros de Brooklyn, una de las tres terminales para cruceros del área metropolitana de Nueva York, según el anuncio del alcalde. Está previsto que el centro funcione hasta la primavera, cuando la terminal vuelva a abrir al público para la temporada de cruceros, según el anuncio.

La terminal de cruceros acogerá a unos 1.000 solicitantes de asilo, en concreto hombres adultos solteros que serán trasladados desde otro centro de ayuda humanitaria, además de los hombres solteros recién llegados, según el anuncio. El alcalde anunció que el lugar también ofrecerá atención médica presencial, comida, lavandería, reconexiones y un lugar donde alojarse temporalmente.

“Con más de 41.000 solicitantes de asilo llegados a la ciudad de Nueva York desde la primavera pasada y casi 28.000 solicitantes de asilo actualmente a nuestro cargo, nuestra ciudad está al límite”, dijo Adams en un comunicado este domingo.

Un portavoz del alcalde no proporcionó un calendario de cuándo se abrirá el nuevo sitio, diciendo que se espera que esté en funcionamiento “muy pronto”. El portavoz también se negó a proporcionar un costo para el nuevo sitio, pero dijo que la ciudad estaría contratando a un proveedor externo para completar el proceso.

CNN se puso en contacto con la Corporación de Desarrollo Económico de la Ciudad de Nueva York (NYCEDC por sus siglas en inglés), que alquila y gestiona la terminal de cruceros.

La estructura de la terminal de cruceros será “similar” a las estructuras de carpa que la ciudad abrió en Randall’s Island en octubre, dijo el portavoz. El centro de Randall’s Island cerró a mediados de noviembre en respuesta a la disminución del número de solicitantes de asilo en ese momento, dijeron funcionarios de la ciudad en un comunicado de prensa en noviembre.

La Legal Aid Society y la Coalition for the Homeless, que han criticado los planes de Adams de instalar estructuras similares a tiendas de campaña, emitieron un comunicado en el que expresaban su preocupación por la nueva ubicación.

“No solo nos preocupa la capacidad de los Centros Humanitarios de Respuesta a Emergencias y Socorro para cumplir con las obligaciones de la ciudad en materia de derecho a la vivienda, sino que el próximo HERRC en la Terminal de Cruceros de Brooklyn anunciado hoy también se encuentra en una zona de alto riesgo de inundación, según los propios mapas de la ciudad, y expondrá innecesariamente a los futuros residentes a las inclemencias del clima durante algunos de los meses más fríos del año”, dice la declaración. “Los hoteles siempre han sido la mejor opción a corto plazo, en contraste con levantar tiendas de campaña en zonas inaccesibles de la ciudad de Nueva York propensas a las inundaciones”.

El portavoz de Adams aseguró que la nueva estructura de la terminal de cruceros se alojará dentro de un edificio ya existente en la terminal, subrayando que proporcionará “doble aislamiento” de las inclemencias del clima, una preocupación que los defensores habían planteado sobre las estructuras anteriores.

La ciudad de Nueva York ha abierto 77 hoteles como albergues de emergencia y otros cuatro centros de ayuda humanitaria para gestionar la llegada de autobuses repletos de inmigrantes procedentes de otros estados, según el comisario de Gestión de Emergencias de la ciudad, Zach Iscol.

Con Información de cnn