ECONOMÍA

Deuda: antes del dato de inflación, el Gobierno Argentino sale a emitir bonos a tasa fija y vuelven los dollar linked

Economía buscará cubrir vencimientos por menos de $500.000 millones. En medio de versiones de una nueva baja de tasas del BCRA, el mercado espera otro recorte del interés de los títulos públicos

El contexto de una expectativa de suba de precios en desaceleración y las chances ciertas de una nueva baja en la tasa de interés del Banco Central, el Gobierno saldrá a colocar deuda este jueves a tasa fija pero además retomará la emisión de bonos atados al tipo de cambio, en el marco de un dólar oficial que sigue el ritmo de depreciación de 2% mensual y sin indicios de que vaya a acelerar.

El Ministerio de Economía buscará cubrir algo más de $450.000 millones que se pagarán en los primeros días de la semana que viene. Será la parte menos exigente de abril para la Secretaría de Finanzas, ya que -incluso con la disminución de las “torres” de vencimientos que propició el último canje de bonos en marzo-, sobre el cierre del mes deberá cubrir casi 3 billones de pesos de obligaciones de pago por dos bonos, uno de ellos un dual, aquellos que pagan inflación o variación del tipo de cambio.

En el mercado se especula que en este segundo ensayo que hará Finanzas para emitir bonos que no estén indexados y que ofrezcan una tasa fija pueda verse, incluso, un interés en la tasa de corte menor al 5,5% con el que se licitaron los últimos Lecap en la colocación de deuda pasada. Y se da en un contexto, además, de versiones de un nuevo retoque hacia abajo de la tasa de referencia del Banco Central ante una expectativa de inflación en desaceleración, como reflejó el Relevamiento de Expectativas del Mercado (REM). Las tasas, hoy en terreno ampliamente negativo contra la inflación, quedarían aún más abajo.

En el mercado se especula que en este segundo ensayo que hará Finanzas para emitir bonos que no estén indexados y que ofrezcan una tasa fija pueda verse, incluso, un interés en la tasa de corte menor al 5,5% con el que se licitaron los últimos Lecap

Un informe de Portfolio Personal Inversiones consideró que del anuncio de licitación que envió el Palacio de Hacienda al mercado “lo más interesante son las dos nuevas LECAPs en medio de los comentarios del Gobierno sobre el desplome de la inflación y los números alentadores de alta frecuencia”, mencionaron. “De esta manera, el equipo económico retomó su intención de armar una curva de referencia de tasa fija aprovechando la búsqueda de rendimiento por parte de la liquidez remanente y la expectativa de desinflación”, explicaron. En la última colocación Finanzas volvió a emitir Lecap (Letras capitalizables), un instrumento que había sido dejado de lado en 2019.

Fueron muy utilizados durante la gestión de Nicolás Dujovne como ministro de Hacienda y Finanzas en los años del macrismo. Su vigencia estuvo marcada, sobre el final del mandato de Cambiemos, por el reperfilamiento de la deuda en pesos en agosto de 2019 tras las elecciones primarias, un anuncio que incluyó entre otros títulos a las Lecap. En esa ocasión se decidió pagar el 15% de los vencimientos el día de pago previsto, otros 25% a los tres meses de esa fecha y el 60% restante seis meses después.

“La primera letra de esta saga (S31E5) exhibió un desempeño satisfactorio desde su emisión. De hecho, la LECAP que fue emitida a una TEM de 5,5%, ahora cotiza alrededor de 4,65% comprimiendo incluso más que los títulos CER. No nos sorprendería ver tasas mensuales significativamente menores que los break even (punto de equilibrio) actuales. ¿Será dentro de un rango de entre 4,75%/5,25%?”, arriesgaron desde PPI.

La renovada estrategia financiera que adoptará el ministerio que encabeza Luis Caputo con estos bonos a tasa fija en pesos tendrá lugar luego del movimiento de piezas que activó el equipo económico con la baja de la tasa de interés de referencia que decidió el Banco Central (desde 100% a 80% anual nominal) y la concreción de un canje de deuda grande, que fue protagonizado por los tenedores intra sector público pero que tuvo también una participación menor de privados.

El Ministerio de Economía buscará cubrir algo más de $450.000 millones que se pagarán en los primeros días de la semana que viene

La migración desde los títulos indexados (a CER, tipo de cambio oficial o duales) hacia la tasa fija es una de las cuestiones que había puesto sobre la mesa el Fondo Monetario Internacional en el último reporte técnico aprobado a fines de enero. El organismo propicia, por definición, una deuda doméstica menos indexada y de duración más larga.

Los bonos en pesos a tasa fija son una porción menor de los títulos del Tesoro en circulación. De acuerdo al último informe mensual publicado por Economía, a febrero de 2024, el 40% de la deuda en moneda local no es ajustable.

El calendario de vencimientos de este año tuvo un alivio tras la concreción del canje hace una semana. Finanzas alcanzó una aceptación del 77% sobre el total de vencimientos de los títulos que vencían en 2024 y de esta manera se despejaron $42,6 billones. El volumen total involucrado se encontraba mayormente concentrado en manos de organismos estatales, principalmente el Banco Central, la Anses y también bancos públicos.

Con Información de infobae