LATINOAMÉRICA

Se realizó en Ecuador el referéndum sobre medidas de seguridad

Este domingo 21 de abril, en Ecuador se realizó un referéndum sobre medidas de seguridad en el cual mediante 11 preguntas los ciudadanos podrán responder entre otras cosas si los militares pueden patrullar conjuntamente con la policía, si permiten la extradición de criminales acusados y sobre los aumentos de penas de cárcel por delitos como terrorismo y asesinato.

El presidente, Daniel Noboa, está seguro de contar con los votos necesarios para implementar las nuevas medidas de seguridad. Sin embargo, Ecuador atraviesa una energética que podría afectar la decisión de los votantes.

El referéndum es plenamente sobre la seguridad de la nación y de aprobarse, cinco de las medidas modificarían la Constitución de Ecuador.

En horas de la mañana de este domingo, el presidente Noboa dijo que el referéndum «marcará el rumbo del reto para afrontar al crimen organizado, la lucha contra la corrupción y la creación de empleo».

Desde las 7 de la mañana hasta las 5 de la tarde estuvieron abiertos los 4.322 centros de votación establecidos para esta cita con las urnas, a las que están convocados más de 13,6 millones de ecuatorianos, de los que más de 400.000 votan en el extranjero.

Varias encuestas importantes del país sugieren que es más probable que los votantes apoyen a Noboa, pero los cortes de electricidad diarios de ocho horas, estarían dañando la imagen del presidente, según la empresa encuestadora Click Research.

«El peor escenario es que gane unas preguntas y pierda otras», dijo el director de Click Research, Francis Romero. «La consulta popular va a ser nuevamente un referendo de aprobación del presidente», según reportó VOA.

El gobierno declaró la emergencia energética debido a los niveles históricamente bajos de los embalses de las principales centrales eléctricas del país, en medio de un agresivo fenómeno climático de El Niño.

Asesinaron a dos alcaldes en tres días 

Recientemente en Ecuador asesinaron a  dos alcaldes, a Jorge Maldonado, quien estaba al frente de la localidad Portovelo de la provincia de El Oro y a José Sánchez, alcalde de la población de Ponce Enríquez al sur de Ecuador.

Ambos alcaldes murieron al recibir impactos de balas por parte de sujetos desconocidos que al perpetrar el crimen huyeron.

Estos dos hechos de violencia ponen en relieve la ola de criminalidad desatada en todo el territorio nacional y suceden en el marco de los operativos permanentes para aplacar lo que el gobierno llama un “conflicto armado interno”.

Con información de VOA