SALUD Y BIENESTAR

Un estudio de Harvard advirtió que el 90% de los adultos de EEUU tiene riesgo de desarrollar enfermedad cardíaca

La investigación señaló que 9 de cada 10 estadounidenses se encuentran en etapas temprana, media o tardía del síndrome cardiovascular, renal y metabólico (CKM), un trastorno que si no se controla a tiempo puede desencadenar patologías graves

(HealthDay News) – Nueve de cada 10 adultos estadounidenses se encuentran en las etapas temprana, media o tardía de un síndrome que conduce a la enfermedad cardiaca, encuentra un informe reciente, y casi un 10 por ciento ya tienen la enfermedad.

“La mala salud cardiovascular, renal y metabólica está muy extendida entre la población de EEUU”, concluye un equipo dirigido por el Dr. Muthiah Vaduganathan, del Hospital Brigham and Women’s y de la Facultad de Medicina de Harvard, en Boston.

Los investigadores observaron específicamente las tasas de lo que la Asociación Americana del Corazón (American Heart Association) ha denominado síndrome cardiovascular, renal y metabólico (CKM, por sus siglas en inglés), factores interrelacionados que progresan con el tiempo y que, si no se controlan, conducen a la enfermedad cardiaca.

El síndrome cardiovascular, renal y metabólico (CKM) se divide en cuatro etapas: 

Etapa 1: acumulación excesiva de grasa en el cuerpo (un factor de riesgo para la mala salud) 

Etapa 2: aparición de otros factores de riesgo metabólico (por ejemplo, presión arterial alta, colesterol alto, diabetes) 

Etapa 3: aparición de enfermedad renal de alto riesgo y/o un alto riesgo previsto de diagnóstico de enfermedad cardíaca en los próximos 10 años 

Etapa 4: un diagnóstico de enfermedad cardíaca en toda regla, con o sin enfermedad renal.

Para averiguar cuántos estadounidenses podrían clasificarse en una de estas cuatro categorías, el equipo de Boston rastreó los datos de la Encuesta Federal de Salud de EEUU de 2011 a 2020.

“Casi el 90 por ciento de los adultos estadounidenses cumplieron con los criterios para el síndrome de CKM”, señalaron los investigadores en la edición del 8 de mayo de la revista Journal of the American Medical Association.

Alrededor del 26% se ubicaron en la categoría de la etapa inicial 1, lo que significa que estaban ganando niveles peligrosos de grasa corporal. Casi la mitad (49 %) de los adultos cayeron en el síndrome de CKM en estadio 2, y el 5,4 % en estadio 3. 

“Según el estudio, el 9,2% de los adultos estaban en la etapa 4, con enfermedad cardíaca en toda regla”, y, en algunos casos, insuficiencia renal. Todas estas cifras se mantuvieron prácticamente sin cambios a lo largo del periodo de estudio de nueve años.

No es sorprendente que la gravedad del síndrome de CKM aumentara con la edad: un 55,3 por ciento de las personas de 65 años o más estaban en una etapa avanzada del síndrome de CKM, en comparación con un 10.7 por ciento de las que tenían entre 45 y 64 años, y un 2,1 por ciento de las que tenían entre 20 y 44 años, encontró el estudio. Los jóvenes también estaban en riesgo. 

La mayoría de los estadounidenses de 20 a 44 años (un 81,8 por ciento) ya se veían afectados por estos factores de riesgo cardiacos y renales, anotó el equipo de Vaduganathan. La raza también influyó, ya que los afroamericanos tenían un 38% más de probabilidades de sufrir el síndrome de CKM en comparación con los blancos.

Más información: Obtenga más información sobre el síndrome de CKM en la Asociación Americana del Corazón. FUENTE: Revista de la Asociación Médica Estadounidense, 8 de mayo de 2024

*Ernie Mundell HealthDay Reporters ©The New York Times 2024