INMIGRACIÓN

Planea Suecia endurecer condiciones para la inmigración familiar

Durante el otoño pasado se realizaron cambios en la legislación migratoria para limitar la posibilidad de que ciudadanos extranjeros se trasladen a Suecia en busca de residencia permanente por motivos de vínculos familiares.

Sin embargo, como se señala en el comunicado de prensa, la legislación del reino y sus obligaciones internacionales siguen siendo más generosas en comparación con las exigencias de la Unión Europea.

La migración a gran escala en los últimos años, combinada con una integración tambaleante, contribuyó a graves problemas con un aislamiento creciente, comentó sobre cuestiones migratorias la ministra del sector, Maria Malmer Stenergaard.

Según ella, revisar y endurecer aún más las condiciones para la migración familiar es un vínculo importante dirigido a corregir la situación y garantizar una política responsable, estricta y sostenible a largo plazo.

De acuerdo con expertos locales, una revisión más estricta de las normas para la concesión de permisos de residencia a familiares extranjeros implica la introducción del requisito de autosuficiencia material, entre otros cambios.

También es posible utilizar el análisis de ADN para establecer relaciones biológicas.

En su trabajo, la comisión gubernamental debe guiarse por los requisitos existentes de la región y garantizar que las medidas propuestas no vayan más allá de ellos.